Cómo pagar mi compra online en tiendas de conveniencia

Comprar en línea es, sin duda, la forma más práctica de adquirir productos y servicios. Puedes pedir todo lo que necesitas desde la comodidad de tu casa, y esperar con la certeza de que llegará hasta tu puerta. Nunca antes había sido tan sencillo, y cada vez hay más alternativas para que todo el mundo pueda hacerlo.


Hoy en día existen diferentes métodos de envíos y diversas formas de pagos para la comodidad de los consumidores. Las instituciones financieras y de protección al consumidor, se han encargado de fortalecer la seguridad de las transacciones en línea, sin embargo, algunas personas siguen prefiriendo el pago en efectivo.



Para esas personas, muchas tiendas en línea ofrecen opciones de pago en efectivo, ya sea el pago contra entrega, o el pago en tiendas de conveniencia. Hoy vamos a platicar sobre la segunda opción para entender cómo funciona.


Pagar en tiendas de conveniencia


Comprar en línea y pagar en efectivo es muy sencillo. Actualmente existen miles de tiendas de conveniencia en las que puedes pagar tus compras simplemente utilizando un número de referencia. Por lo regular, estas tiendas son supermercados o grandes cadenas comerciales y que tienen presencia prácticamente en cada esquina.


¿Y cuál es el proceso? Es muy simple, vamos por pasos.

  • Ingresa a la tienda en línea de tu preferencia y realiza tu compra de forma regular. Recuerda revisar que el sitio donde compres es seguro y tenga buenas reseñas.

  • Una vez que hayas agregado a tu carro de compra todo lo que deseas adquirir, revisa que todos los artículos y sus precios sean correctos.

  • Entra a “pagar”, selecciona la opción de pago en tienda de conveniencia, y elige el logo del establecimiento en el que prefieras realizar tu pago.

  • Se generará una orden de compra con un número de referencia con el que podrás realizar tu pago. Si te es posible, imprime el comprobante o anota toda la información, pues la necesitarás al momento de pagar en la tienda de conveniencia.

  • Revisa que la dirección a la que se enviará el pedido sea correcta.

  • Dirígete a la tienda de conveniencia de tu preferencia y dicta al cajero el número de referencia que aparece en tu comprobante, o pide que escanee directamente el código de barras.

  • Confirma tu compra con el vendedor para estar seguro de que tu pago haya pasado, y aclarar dudas sobre la entrega de tu pedido.

Restricciones:


Así de simple es realizar tu compra en línea y pagar en efectivo, sin embargo existen algunas limitantes que debes conocer:

  1. No todas las tiendas en línea ofrecen la opción de pago en tiendas de conveniencia, aunque la mayoría sí brinda una alternativa de pago en efectivo. Siempre asegúrate que el sitio donde quieras comprar tenga esta opción.

  2. Por seguridad, normalmente hay un monto máximo para pagar a través de una tienda de conveniencia. Revisa que tu compra no exceda este monto para poder pagar sin problema.

  3. A veces puede haber problemas con el sistema que utilizan las tiendas para recibir el dinero, así que tendrás que buscar otra sucursal de la tienda, o esperar para poder realizar tu pago.

  4. Si surge algún problema con el número de referencia o por alguna razón tu compra no es reconocida, tendrás que arreglarlo directamente con la tienda en línea donde realizaste tu compra. Las tiendas de conveniencia participantes sólo son un vehículo para realizar tu transacción.

No tener una tarjeta ya no es excusa para comprar en línea, atrévete a dar el clic y aprovecha los diferentes métodos de pago que existen. Seguro que hay uno justo a tu medida.