Qué servicio de entrega inmediata me conviene

Comprar en línea tiene varias ventajas comparado a comprar en tiendas físicas. Entre ellas, están las múltiples posibilidades de pagos y de entregas que puedes tener, y que se ajustan mejor a tus tiempos y tu estilo de vida.


Existen entregas estándar, programadas, e incluso de servicios mixtos en los que pides en línea y recoges directamente en sucursal. Sin embargo, probablemente el preferido es el servicio de entrega inmediata, o exprés, donde recibes tu compra sin tener que esperar mucho tiempo.


No es de sorprender que sea uno de los favoritos, pues estamos acostumbrados a obtener las cosas de manera inmediata y, francamente, no nos gusta esperar. Si te identificas con esto, debes saber que existen varios tipos de envío exprés. ¿Cuáles son y qué servicio de entrega inmediata te conviene?


Servicio de entrega inmediata


La mayorías de las tiendas en línea ofrecen una opción de envío exprés para comodidad de sus compradores. Sin embargo, debes saber que algunas veces este beneficio está reservado para clientes premium, ya sea porque son compradores frecuente o porque pagan una cuota mensual para tenerlo.


En fin. ¿Cuáles son los tipos de entrega exprés?

  1. Entrega inmediata. Es la modalidad más acelerada, ya que sólo tarda un par de horas en llegar, a lo mucho. Los servicios de comida, por ejemplo, son de entrega inmediata por el tipo de servicio que ofrecen. Sin embargo, también existen tiendas de otro tipo que ofrecen esta modalidad, siempre y cuando se encuentren en una zona específica y haya disponibilidad. Otros productos como flores y regalos también son asiduos a este tipo de entrega.

  2. Mismo día. Algunas tiendas que tienen establecimientos o bodegas en tu localidad, pueden ofrecer el servicio de entrega el mismo día, si hay disponibilidad y haces tu pedido antes de una hora establecida por la tienda. En este caso, puede ser cualquier tipo de producto, y se especifica una hora debido a que los repartidores planean su ruta de acuerdo a las entregas que deban hacer, y si haces tu pedido después de que ya se han ido del almacén, no podrán entregarlo el mismo día. Haz tus compras temprano e infórmate sobre si tu tienda tiene esta opción.

  3. Día siguiente. El más usado de los servicios exprés, sin duda, es éste. En este caso, no importa si la tienda está en tu localidad o en otro estado, pues esta modalidad está presente a lo largo y ancho de la república, y es ofrecida por la mayoría de paqueterías. Por una pequeña cuota extra, puedes comprar algo hoy y recibirlo al siguiente día hábil sin falta. Considera que si haces tu pedido por la noche, tu producto puede ser embalado un día después y, por lo tanto, tardaría un día más en llegar. Es una excelente opción para regalos o pedidos de último minuto.

¿Cuál me conviene?


Para empezar, si decides utilizar un servicio exprés es porque tienes una urgencia, así que te debes preguntar varias cosas:

  • ¿Se trata de una urgencia real o sólo no te gusta esperar?

  • ¿Estarás disponible a cualquier hora en tu domicilio?

  • ¿Hay consecuencias graves si esperas un día para recibir tu compra?

  • ¿El producto es perecedero?

  • ¿Tú o alguien más puede recibir la mercancía?

  • ¿La tienda ofrece la modalidad que quieres?

Dependiendo de tus respuestas y tu necesidad específica, considera el servicio de entrega inmediata que más se ajuste. Recuerda que puede haber un pequeño cargo extra por hacer un pedido urgente. Lee sobre otras formas de entrega frecuentes que también pueden serte de utilidad.